Procedimientos

Lipoaspiración con Láser

Introducción

La Lipoaspiración con láser   es una técnica quirúrgica que se utiliza para extraer depósitos no deseados de grasa de áreas específicas en el cuerpo, incluyendo la cara y cuello, parte superior de los brazos, tronco, abdomen, glúteos, caderas, muslos, rodillas, pantorrillas y tobillos.
Esto no es un sustituto para la reducción de peso, sino un método que tiene el propósito de extraer depósitos localizados de tejido graso en lugares que no responden a la dieta o ejercicio. 
Se puede realizar la Lipoaspiración con láser  como una operación primaria para dar contorno al cuerpo o se puede combinar con otras técnicas quirúrgicas tales como un estiramiento de la piel facial, la abdominoplastia u operaciones de estiramiento de la piel de muslos para estirar piel flácida y apoyar las estructuras.

Los mejores candidatos para la Lipoaspiración con láser  son aquellos individuos con peso relativamente normal y quienes tienen grasa en exceso en áreas particulares del cuerpo. El tener una piel firme y elástica resultará en un mejor contorno final después dela Lipoaspiración con láser. Si la piel que cuelga no adquiere nueva forma a los nuevos contornos podrá requerir técnicas quirúrgicas adicionales para extraer y estirar la piel en exceso. Las irregularidades de contorno en el cuerpo debido a estructuras que no sean de grasa, no pueden mejorarse con esta técnica. La Lipoaspiración con láser  por sí misma no mejorará áreas de la piel ondulada conocida como "celulitis".

La Lipoaspiración con láser se realiza usando un instrumento quirúrgico llamado Láser de Diodo 980 nm e instrumentos de metal vacío conocidos como cánulas, éstas son insertadas en unas pequeñas incisiones de la piel para realizar el drenaje de la grasa de la zona. La cánula está unida a una fuente de succión, la cual provee la fuerza necesaria para retirar el tejido graso.

La Lipoaspiración con láser se puede realizar con anestesia local con sedación.

La técnica de Lipoaspiración con láser implica la infiltración de un fluido que contiene una anestesia local diluida y epinefrina a las áreas de depósitos grasos. La técnica puede reducir la incomodidad en el momento de la cirugía así como reducir señales de contusión "moretones" que aparecen después de la operación.

Se deben usar prendas de soporte y curaciones para controlar la inflamación y promover la cicatrización.

Tratamientos alternativos

Los regímenes o dietas y el ejercicio siempre son beneficiosos en la reducción general de grasa corporal excesiva.

Con ciertos pacientes, la extracción directa de piel en exceso y tejido graso puede ser necesaria además de realizar la Lipoaspiración con láser. Hay riesgos y complicaciones potenciales asociados con las formas alternas de tratamiento que implican la cirugía.

Riesgos de la Lipoaspiración con Láser

Cada operación quirúrgica implica cierta cantidad de riesgo y es importante que usted entienda los riesgos que implica la cirugía de Lipoaspiración con láser.

La elección que un individuo toma de someterse a una operación quirúrgica se basa en la comparación del riesgo con el beneficio potencial. Aunque la mayoría de los pacientes no experimenten las siguientes complicaciones, debe usted hablar de cada una de ellos con su cirujano plástico para cerciorarse que usted entienda todas las consecuencias posibles de la cirugía de Lipoaspiración con láser.

Selección del Paciente
Es probable que los individuos con un mal tono de piel, problemas médicos, obesidad o expectativas poco realistas no sean buenos candidatos para la Lipoaspiración asistida con Láser .

Hemorragia
Es posible, aunque poco usual, que se presente un episodio de hemorragia durante o después de la cirugía. Si se presenta hemorragia postoperatoria, se requerirá de un tratamiento de urgencia para drenar la sangre o de una transfusión de sangre. No tome ninguna aspirina o medicamento antinflamatario durante diez días antes de la cirugía, ya que ésto puede contribuir a que el riesgo de problema de hemorragia sea mayor. 

Infección
Es muy raro que se presente una infección después de este tipo de cirugía. En caso de que haya una infección, podrá ser necesario tratamiento adicional con el uso de antibióticos o cirugía adicional. 

Cicatrización
Aunque se espera buena cicatrización después de una cirugía, se pueden dar cicatrices anormales de la piel y los tejidos subcutáneos. Las cicatrices pueden ser poco atractivas y de diferente color que la piel que las rodea. Es posible que las cicatrices puedan limitar el movimiento y la función. Podrán requerirse tratamientos adicionales para tratar la cicatrización anómala después de la cirugía. 


Cambio en sensibilidad de la piel
Puede ocurrir una reducción temporal en la sensibilidad de la piel después de una Lipoaspiración con láser. Esto termina generalmente al pasar cierto período de tiempo. La disminución (o pérdida total) de sensibilidad en la piel ocurre con muy poca frecuencia y es probable que no se recupere completamente. 

Decoloración e inflamación de la piel
La decoloración e inflamación de la piel ocurre normalmente después de una Lipoaspiración con láser. En raras situaciones, la inflamación y decoloración de la piel podrán persistir por largos períodos de tiempo. Es raro que se dé una decoloración permanente de la piel. 

Irregularidades del contorno de la piel
Pueden ocurrir irregularidades y depresiones del contorno de la piel después de una Lipoaspiración con láser. Pueden ocurrir arrugas palpables y visibles en la piel. Pueden ser necesarios tratamientos adicionales incluyendo la cirugía para tratar el contorno de la piel después de una Lipoaspiración con láser. 

Asimetría
Es probable que no sea posible lograr una apariencia simétrica del cuerpo con la cirugía de Lipoaspiración con láser. Hay factores como el tono de piel, prominencias óseas y tono del músculo que pueden contribuir a una asimetría normal en los rasgos del cuerpo. 

Seroma
Las acumulaciones de fluido ocurren con poca frecuencia en áreas donde se ha hecho la Lipoaspiración con láser. Podrán ser necesarios tratamientos adicionales o cirugía para drenar las acumulaciones de fluido. 

Efectos a largo plazo
Pueden ocurrir alteraciones subsecuentes en el contorno del cuerpo como resultado del envejecimiento, pérdida o ganancia de peso, embarazo u otras circunstancias no relacionadas con la Lipoaspiración con láser. 

Anestesia local tumescente
Es posible que grandes volúmenes de fluido que contienen drogas de anestesia local diluida y epinefrina que se han inyectado a depósitos grasos durante la cirugía contribuyan a una sobrecarga de fluido o reacción sistemática a estos medicamentos. Podrá ser necesario tratamiento adicional incluyendo la hospitalización. 

Otros
Es probable que se decepcione con los resultados de la cirugía. Con poca frecuencia, es necesario realizar cirugía adicional para mejorar sus resultados. 

Anestesia
Tanto la anestesia local como la general implican riesgo. Es posible que haya complicaciones, lesión e incluso la muerte debido a las formas de anestesia quirúrgica y sedación. 

Reacciones alérgicas
En raros casos, se han reportado alergias locales a la cinta adhesiva, material de sutura o preparaciones tópicas. Las reacciones sistémicas, que son más serias, pueden resultar debido a los fármacos utilizados durante la cirugía y las medicinas recetadas. Las reacciones alérgicas pueden requerir tratamiento adicional. 

Shock sistémico
En raras circunstancias, la Lipoaspiración con láser puede ocasionar un trauma severo, particularmente cuando múltiples o extensas áreas son tratadas en la misma operación. Aunque son poco frecuentes las complicaciones serias, las infecciones y pérdida excesiva de fluido pueden conllevar a una enfermedad severa e incluso a la muerte. En caso de que ocurra shock sistémico después de una Lipoaspiración con láser, serían necesarios la hospitalización y tratamiento adicional. 

Complicaciones pulmonares
El síndrome de embolia grasa ocurre cuando gotas de grasa quedan atrapadas en los pulmones. Esta es una complicación que se da muy rara vez y es posiblemente fatal en liposucciones. En caso de que ocurra una embolia grasa u otras complicaciones pulmonares, podrá ser necesario tratamiento adicional incluyendo la hospitalización. 

Pérdida de piel
La pérdida de piel se da muy rara vez después de una Lipoaspiración con láser. Podrán ser necesarios tratamientos adicionales incluyendo la cirugía 

Dolor Crónico
Es muy raro que se dé el dolor crónico y la incomodidad después de una Lipoaspiración con láser. 



©2005-2012 Dra. Hebe Blanco - Centro de Cirugía Plástica - Derechos Reservados